Si el mes pasado alucinaba porque mi ciclo menstrual había durado 35 días, en este tercer ciclo postparto he batido récord. ¿Cuánto crees que ha podido durar? Exactamente la friolera de 38 días. Aunque también te diré que se me han pasado en un suspiro.

Igual te estás preguntando si he pensado que podía estar embarazada. La respuesta es que no. No ha habido opción este mes, las cosas como son. Así que yo he estado muy pichi. Es lo que tiene la lactancia materna a demanda con una bebé que adora su titi, que altera los ciclos un poco. ¡Y yo feliz, que conste!

Ovulación: 14 de octubre de 2017

Haciendo cálculos coincide que la fecha en la que ovulé pasamos el día fuera de casa y BabyE no quiso el pecho en bastante rato. Así que, presumiblemente, en aquel momento se pudo desencadenar la ovulación perfectamente.

Lo sé porque al día siguiente tuve mucho flujo. Vamos, lo que viene siendo mucho moco cervical. Que si me conoces desde hace tiempo, sabes que mi cuerpo es un chivato y puedo controlar mis ciclos fácil y cómodamente, sin necesidad de ningún artilugio extravagante, ni test de ovulación.

Tercera regla postparto: 28 de octubre 2017

Dos semanas después de desencadenarse la ovulación apareció la regla. Ahora te cuento todo detalladamente, desde los síntomas premenstruales a cómo sobrellevé el primer día de regla teniendo una boda a la que asistir.

Síndrome Premenstrual (SPM): náuseas e insomnio

Sí, lo sé, he desvelado de primeras cuáles fueron mis síntomas Premenstrual. ¿Por qué? Porque podrían ser perfectamente aplicables a un posible embarazo. Pero ya te he dicho al principio que esa posibilidad no cabía dentro de las posibilidades de que estuviera teniendo un ciclo menstrual tan largo. Sufrí insomnio desde el día 26 de octubre. Me despertaba a las 3 ó 4 de la mañana y ya no había forma de volver a conciliar el sueño. Así que mientras padre e hija seguían abrazados a Morfeo, o sea dormían a pierna suelta, yo aprovechaba para pensar y repasar las tareas del día. Vamos que tras tres días de insomnio las neuronas hacían cortocircuito. Eso y el cóctel hormonal propio de la menstruación me la jugaron.

Además, alguna tarde-noche tuve alguna que otra náusea, algo leve y sin importancia. Ya me había pasado en las dos primeras reglas postparto así que no había lugar a dudas de que estaba al caer. Y tenía la intuición de que llegaría el sábado 28 de octubre, coincidiendo con la boda de mi compañera de despacho. Y así fue, llegó tal cual a primerísima hora la roja. La verdad es que disfruté del evento sin mayores complicaciones pero con mucho cansancio acumulado en el cuerpo.

Tercera regla postparto a nivel sintomático

Sigo sin haberme tomado un sólo antiinflamatorio para la regla. Nada de nada. Y yo sigo más feliz que una perdiz. Los dos primeros días sí he tenido alguna leve molestia en la zona de los riñones y de los ovarios, pero por lo demás nada del otro mundo.

Quizás en esta ocasión haya tenido un poco más de flujo que en otras ocasiones pero tampoco nada exagerado. Ha sido una regla limpia, como las dos anteriores. ¿Será que ahora ya van a ser siempre así? ¡Qué incertidumbre! Te lo iré contando por aquí.

Tercera regla postparto a nivel emocional

A nivel emocional, está tercera regla postparto ha sido un poco más puñetera por lo que te comentaba antes del insomnio. No dormir bien implica acumular cansancio día tras día. Así que en algún momento sólo quería esconderme debajo de las sábanas y llorar hasta quedarme bien dormida. Pero esto con una bebé de 10 meses que te reclama constantemente es un lujo impensable así que tocó sacar energía extra para acabar el día.

¿Cómo han sido tus primeras reglas postparto? Las mías no han tenido nada que ver con las que sufría antes de lograr el embarazo. Me encantaría saber tu experiencia al respecto y lo que ha supuesto el regreso de la menstruación a tu vida. ¡Anímate a dejar tu comentario aquí abajo!

 

Facebook Comments

Sobre Esther Beralgo

Soy Esther, maestra y pedagoga de formación, e investigadora de profesión. Me topé con la infertilidad a los 28 años. Soy madre, gracias a la reproducción asistida, de una niña que decidió llegar el 1 de enero de 2017 a nuestras vidas.

Pin It on Pinterest

Share This
logo-ser-papis-en-tiempos-revueltos

Suscríbete a nuestra Newsletter

Si quieres estar informada de las últimas novedades y recibir contenido exclusivo apúntate a nuestra Newsletter. No recibirás spam, a nosotros tampoco nos gusta.

Rellene el siguiente formulario para suscribirse.

crear newsletter

¡Bien! Ya estás suscrita.