Antes de ser madre no me había parado a pensar en cómo iba a actuar ante el llanto de nuestra bebé. Y sinceramente creo que es una de las cosas que como padres primerizos hemos llevado peor. No te cuento nada nuevo si te digo que oír llorar a un bebé es desgarrador. Te rompe el alma. Máxime, cuando no sabes el motivo por el que llora.  ¿Qué le pasará? es la frase más repetida en las primeras semanas de vida de tu bebé.

Ser padres primerizos es una experiencia preciosa y desgarradora a partes iguales. Aprendes algo cada minuto que pasa y por eso hoy quiero compartir contigo tres ideas que te van a ayudar a relativizar el llanto de tu bebé. Además, quiero compartir contigo una infografía que te puede ser de utilidad para que no se te escape ninguna posibilidad cuando hagas el repaso mental de por qué está llorando tu bebé.

Tranquila, lo estás haciendo genial

Antes de nada quiero decirte que lo estás haciendo muy bien. Probablemente, tengas una sensación de culpabilidad cada vez que tu bebé llora. No te preocupes, el cóctel hormonal junto con las primeras veces son una mezcla explosiva. Pero ten en cuenta una cosa. Los bebés se expresan a través del llanto para comunicar que tienen sueño, aires, hambre, dolor o el pañal sucio. Así es, tu bebé no está llorando porque tú hayas hecho algo mal. Tu bebé sólo sabe expresarse a través del llanto. ¿Increíble verdad? Habrá momentos en los que no sabrás interpretar el llanto, pero en pocas semanas serás toda una experta.
De verdad te lo digo, cuando las hormonas y las rutinas se estabilicen verás todo de otra forma mucho más amigable. Y el resultado es que sabrás interpretar fácilmente qué puede estar pasando. Y es normal que en los primeros días no veas la luz al final del túnel. Son demasiadas cosas a controlar. Pero todo llega y todo pasa. Y al final es una experiencia de aprendizaje brutal. Así que grábatelo en la cabeza, lo estás haciendo genial.

Trata de mantener la calma, tu bebé te lo agradecerá

La segunda premisa es que has de mantener la calma aunque te duela ver a tu bebé llorar. Oírle llorar será una de las cosas que peor te hagan sentir. Al principio no sabes qué pasa, cómo.actuar. Tranquila, nadie nace sabiendo. Los primeros días no podrás evitar llorar con tu bebé, pero poco a poco aprenderás a gestionar la situación de una forma más calmada y menos visceral. Acabas de ser madre y las hormonas no ayudan a sosegarse. Con el paso de los días te sentirás más resolutiva.
Lo importante es intentar mantener la calma en esos momentos de llanto. Ten en cuenta que si tú estás nerviosa y coges a tu bebé en brazos, lo va a notar y se va a poner más nervioso o nerviosa. Y lo que quieres es que se calme, ¿verdad?. Manteniendo la calma conseguirás que se calme antes y detectarás rápidamente qué puede estarle pasando.

Aprende a diferenciar el sonido del llanto 

No te estoy diciendo que tengas que hacer un curso. El día a día con tu bebé te hará aprender a diferenciar el sonido del llanto y a interpretar los movimientos que lo acompañan. Esto te ahorrará tiempo de reacción y preocupación.

¿Seré capaz de distinguir el llanto de mi bebé?

Esta pregunta nos la hacemos cuando nos vemos desbordadas ante los primeros llantos en casa. Y la respuesta es que por supuesto que sí. Los primeros días te sentirás como un pulpo en un garaje ante ciertas situaciones. Imagínate la siguiente situación:
Tu bebé tiene el pañal limpio, acaba de comer y le has sacado los aires pero se pone a llorar. Repasas mentalmente si has hecho todo. Por si acaso le pones al pecho nuevamente, pero no quiere más. Le revisas el pañal, que está bien. Tu bebé sigue llorando y le pones a sacar aires otra vez. Pero no hecha ninguno aunque se calma. En tus brazos se relaja y se duerme. Por lo tanto, lo que tenía tu bebé era sueño.
Al principio te costará distinguir el motivo por el que tu bebé llora. Pero poco a poco verás que el énfasis, el tono, los sonidos y la propia expresión facial y corporal de tu bebé son muy reveladores.
Una de las cosas que he aprendido con nuestra hija es que el llanto por hambre, por sueño, por aires o por incomodidad es totalmente diferente y esto se aprecia a la perfección entre los 3 y 4 meses de vida. Eto es así porque la queja va acompañada de sonidos diferenciados según lo que quiera transmitir.

Diferentes sonidos para expresar diferentes emociones

Nuestra hija, con 16 semanas de vida ya emitía cuatro sonidos, para expresar cuatro sensaciones:
1. Ña ñan significa que tiene hambre.
2. Mi ña significa que tiene algún aire o dolorcillo molesto.
3. Yi yi significa que tiene sueño.
Estos sonidos, de todos modos, no van siempre acompañados de llanto. Pueden presentarse con un tono de queja claramente diferenciable al del llanto.

Checklist ¿Por qué llora mi bebé? 

Para que no se te pase ni un detalle y tengas la situación bajo control, he preparado una pequeña checklist para detectar con rapidez el motivo del llanto de tu bebé. A veces nos ponemos nerviosas y tendemos a bloquearnos. Esta lista te ayudará a evitar los bloqueos y sí ¡te la puedes descargar de forma gratuita! Sólo te pedimos que a cambio de tu descarga nos des un ‘me gusta’ para seguir creando contenido tan útil y valioso como éste.
Facebook Comments

Sobre Esther Beralgo

Soy Esther, maestra y pedagoga de formación, e investigadora de profesión. Me topé con la infertilidad a los 28 años. Soy madre, gracias a la reproducción asistida, de una niña que decidió llegar el 1 de enero de 2017 a nuestras vidas.

Pin It on Pinterest

Share This
logo-ser-papis-en-tiempos-revueltos

Suscríbete a nuestra Newsletter

Si quieres estar informada de las últimas novedades y recibir contenido exclusivo apúntate a nuestra Newsletter. No recibirás spam, a nosotros tampoco nos gusta.

Rellene el siguiente formulario para suscribirse.

crear newsletter

¡Bien! Ya estás suscrita.